¿Por qué transformar tu vehículo a gas?

¿Por qué transformar tu vehículo a gas?

El ahorro económico y el descenso en el nivel de emisiones son dos factores clave para que aumenten las transformaciones a AutoGas GLP

España está empezando a adquirir la cultura del coche impulsado por gas. En 2017, casi 4.000 conductores compraron su coche con este tipo de combustible, según los datos oficiales de la DGT, y más de 4.000 adaptaron el que ya tenían.

El coche a gas puede utilizar GLP (Gas Licuado de Petróleo o autogas), procedente de pozos de gas natural y del refino del petróleo, reconocido como combustible alternativo al diésel o gasolina y utilizado en todo el mundo por más de 25 millones de usuarios es  una alternativa sostenible a la movilidad.

Un motor ‘bi-fuel’ a GLP, funciona con GLP y con gasolina. Es decir, arranca con gasolina y luego funciona a gas. El conductor puede elegir manualmente conducir con gas o con gasolina aunque el proceso siempre se configura de forma automática para que el usuario no tenga que preocuparse de nada.

El hecho de transformar el vehículo puede aportarnos una serie de ventajas como son la disminución de la contaminación; el etiquetado ECO de la DGT, con la posibilidad de dejar de sufrir restricciones en ciudades como Madrid o Barcelona o circular por los carriles Bus-VAO (Vehículos de Alta Ocupación); y el ahorro en combustible.

Dependiendo del uso que le demos al vehículo, nos interesará adaptarlo a gas. Los ahorros de combustible están en torno al 40%. Cuanto más kilometraje hagamos, más rentable nos saldría la conversión. Lo que hay que tener en cuenta es que la oferta y la demanda de este tipo de coches es cada vez mayor, por lo que el AutoGas GLP ha venido para quedarse.

Dejar un comentario

Comentario (Obligatorio)

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (Obligatorio)
Email (Obligatorio)